Etimologia

Durante la guerra de secesión, cuando regresaban las tropas a sus cuarteles sin tener ninguna baja, ponían en una gran pizarra ‘0 Killed’ (cero muertos). De ahí proviene la expresión ‘O.K.’ para decir que todo esta bien.
En los conventos, durante la lectura de las Sagradas Escrituras al referirse a San José, decían siempre ‘Pater Putatibus’ y por simplificar ‘P.P.’. Así nació el llamar ‘Pepe’ a los ‘José’.
La palabra ‘gringo’ viene de la lucha entre mexicanos y estadounidenses. Durante la guerra Mexico-Americana de 1845-1847 los soldados norteamericanos que invadieron México, cantaban una canción llamada “verdes crecen las lilas” en ingles ‘green grow the lilas’ y de ahí proviene la palabra gringo como una deformación de esa oración.
Cuando los conquistadores ingleses llegaron a Australia, se asombraron al ver unos extraños animales que daban saltos increíbles. Inmediatamente llamaron a un nativo (los indígenas australianos eran extremadamente pacíficos) y le intentaron preguntar mediante señas. Al notar que el indio siempre decía “Kan Ghu Ru” adoptaron el vocablo inglés “kangoroo” (canguro). Los lingüistas determinaron tiempo después el significado, el cual era muy claro, los indígenas querían decir “No le entiendo”.
En la antigua Inglaterra la gente no podía tener sexo sin contar con el consentimiento del Rey (a menos que se tratara de un miembro de la familia real). Cuando la gente quería tener un hijo debían solicitar un permiso al monarca, quien les entregaba una placa que debían colgar afuera de su puerta mientras tenían relaciones. La placa decía Fornicación Under Consent of the King” (F.U.C.K.). Ese es el origen de tan “socorrida” palabrita.
Dicen que la palabra “atorrante” viene de la época en que estaban poniendo las cloacas en B.A. los tubos venían de inglaterra y tenían la marca de su fabricante: A. Torrans. Los vagos que se metían a dormir en los tubos pasaron a ser llamados atorrantes.
“Alonso, Claudio Fabian”